Limpie la Lamina al Afeitarse

Martes, 16 Septiembre   

Después de cada pasada, limpie la maquinita de afeitar sumergiéndola en agua corriente, para sacarle todos los pelitos que han quedado incrustados. Esto permitirá que cada movimiento sea tan productivo como el anterior. Poner la lámina bajo el chorro de agua no es suficiente, ya que los mismos tienen tendencia a pegarse a las láminas, por lo que debe ir moviendo la maquinita, pero sin utilizar un paño u otro elemento para limpiarla, puesto que perderá el filo.